Los encantos de esta ciencia sublime, las matemáticas, sólo se le revelan a aquellos que tienen el valor de profundizar en ella. Carl Friedrich Gauss

sábado, 1 de octubre de 2011

¿QUÉ ES UNA COMPETENCIA MATEMÁTICA?

“Consiste en la habilidad para utilizar y relacionar los números, sus operaciones básicas, los símbolos y las formas de expresión y razonamiento matemático, tanto para producir e interpretar distintos tipos de información, como para ampliar el conocimiento sobre aspectos cuantitativos y espaciales de la realidad, y para resolver problemas relacionados con la vida cotidiana y con el mundo laboral”. 
Esta definición incluye: habilidad para interpretar y expresar con claridad y precisión informaciones, datos y argumentaciones, el conocimiento y manejo de los conocimientos matemáticos básicos, y la puesta en práctica de procesos de razonamiento que llevan a la solución de los problemas o a la obtención de información. Aplicar esa información a una mayor variedad de situaciones y contextos, seguir cadenas argumentales identificando las ideas fundamentales, y estimar y enjuiciar la lógica y validez de argumentaciones e informaciones. Habilidad para seguir determinados procesos de pensamiento (como la inducción y la deducción, entre otros) y aplicar algunos algoritmos de cálculo o elementos de la lógica, lo que conduce a identificar la validez de los razonamientos y a valorar el grado de certeza asociado a los resultados derivados de los razonamientos válidos. Disposición favorable y de progresiva seguridad y confianza hacia la información y las situaciones que contienen elementos o soportes matemáticos, así como hacia su utilización cuando la situación lo aconseja, basadas en el respeto y el gusto por la certeza y en su búsqueda a través del razonamiento (1ª FASE: COMPRENDER). 
Utilizar los elementos y razonamientos matemáticos para enfrentarse a aquellas situaciones cotidianas que los precisan. Por tanto, la identificación de tales situaciones, la aplicación de estrategias de resolución de problemas, y la selección de las técnicas adecuadas para calcular, representar e interpretar la realidad a partir de la información disponible están incluidas en ella (2ª FASE: PENSAR). 
Saber aplicar las estrategias seguidas para resolver un problema a otras situaciones similares, adoptando las medidas necesarias y adecuadas para solventar las diferencias (3ª FASE: EJECUTAR). 
Verificar las soluciones, situarlas en el contexto de la situación problemática inicial, utilizar todos los medios de representación disponibles para comunicar las respuestas obtenidas y poder, si así se cree conveniente, generalizarlas o particularizarlas para cualquier situación real relacionada con el problema resuelto (4ª FASE: RESPONDER). 
No olvidemos que toda competencia conlleva un SABER, un SABER HACER y un SABER ESTAR. Si miramos en cualquier bibliografía veremos los siguientes: 
Interpretación y utilización de distintos lenguajes: numérico, gráfico, estadístico… 
Clasificar, ordenar. 
Formular conjeturas: búsqueda de regularidades y relaciones. 
Método inductivo. 
Utilización de algoritmos. 
Resolución de problemas. 
Elaboración y utilización en diferentes contextos de estrategias personales. 
Reconocer y valorar las formas del lenguaje. 
Actitud interrogante y de investigación ante cualquier situación, problema o información. 
Valoración de diferentes recursos para resolver diferentes situaciones problemáticas. 
Planificación del trabajo. 
Flexibilidad. 
Interés y respeto ante distintos puntos de vista. 
Gusto por la precisión, orden y claridad. 
Tenacidad y perseverancia. 
Sensibilidad y gusto por la realización sistemática y cuidadosa de todo tipo de trabajos. 
Sensibilidad y gusto por la precisión. 
Confianza en sus propias capacidades matemáticas. 
Sentido crítico. 
Esfuerzo en las tareas. 
Interés por abordar situaciones problemáticas. 
Participación en actividades de grupo. 
Buena relación con los demás. 
Responsabilidad en las tareas asignadas. 
Respeto y valoración de las opiniones de los demás. 
Compartir y aportar ideas para el trabajo. 
Transmitir la información a los demás de forma ordenada e inteligible. 
Pedir ayuda. 
Respeto en el trato a los demás. 
Ser ordenado en el trabajo. 
Actuar de acuerdo con las normas. 
Ayudar a los compañeros. 
Mantener la atención. 
Sentido crítico. 
Expresar opiniones. 
Fundamentar las opiniones de forma coherente. 
Mostrar creatividad. 
Mostrar autonomía. 
Es un buen listado, pero, como es natural, desordenado e incompleto. Esto nos puede dar una idea de todo lo que hay que poner en marcha y cómo sólo es posible si utilizamos una vía adecuada.
Hay que seguir enseñando conocimientos, usando ejemplificaciones, ejercitando a los alumnos en los procesos y técnicas de trabajo, pero también es necesario dedicar tiempo, al menos una vez en semana, a la resolución de problemas como camino para desarrollar con equidad TODAS las competencias. 
Y será una gran felicidad. Felices nuestros alumnos y felices nosotros porque ellos lo son.
Y la matemática dejará de estar en la cola en el aprecio de nuestros alumnos y de la sociedad que ellos, finalmente, protagonizarán. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada